Saltar al contenido

INDEPENDIENTE DEL VALLE: 3-1-5-1 EN ATAQUE POSICIONAL

En términos estructurales, el Independiente Del Valle dirigido por el español Miguel Ángel Ramírez es uno de los pocos equipos en el mundo que ahora mismo practica el juego de posición. Habitualmente partiendo del 4-3-3 siempre con el mismo premiso de mantener la ocupación racional de los espacios, el humilde conjunto ecuatoriano caracteriza su fútbol por la constante búsqueda por atraer rivales y encontrar al hombre libre para progresar eliminando líneas de presión en bloque. Sin embargo, adaptándose al adversario en la pasada jornada de la Liga Pro de Ecuador recibiendo al Deportivo Cuenca (5-3-2 en fase defensiva), el IDV diseñó una novedosa estructura en 3-1-5-1 en organización ofensiva en sus largas fases de ataque posicional ante un rival que nunca quiso y ni pudo presionar arriba, dedicándose a realizar un plan de defensa en bloque medio-bajo replegado en campo propio.

Atracción, fijación, búsqueda por el tercer hombre… Pocos equipos en Sudámerica dominan esos conceptos como el IDV de Miguel Ángel Ramírez

Como muestra el diseño abajo, el Independiente Del Valle salió al terreno de juego con los interesantísimos Moisés Caicedo y Lorenzo Faravelli como interiores, mientras el experimentado Cristian Pellerano asumió el rol de mediocentro para fijar la marca de la doble punta del adversario liberando los centrales externos (sobre todo el talentoso zurdo Luis Segovia por izquierda) para salir en conducción y provocar saltos en presión en el ejercicio habitual de atracción buscado por el conjunto de Miguel Ángel Ramírez. En este sentido, con el equipo juntándose frecuentemente por el sector zurdo en la zona activa del balón a través de los descensos a la base de la jugada de Faravelli, los carrileros Fernando Guerrero y Angelo Preciado garantizaban muchísima amplitud exterior manteniendo frecuentemente su posición abierta, con el segundo siendo una fuente de profundidad y desborde desde el lado débil recibiendo cambios de orientación para quedar en situaciones de 1vs1.

Como ilustrado arriba, el delantero panameño Gabriel Torres tenía un rol clave dentro de la ocupación racional de los espacios del Independiente Del Valle: moviéndose en el carril central saliendo de la referencia para ofrecer apoyos entre líneas, fue un foco de activación al tercer hombre y fijación al pivote del adversario, que siempre estuvo en inferioridad en sus costados en términos numéricos y posicionales, considerando que el joven interior Moisés Caicedo dividía atenciones en zonas intermedias para generar dudas en la basculación en relación a la posición del balón por parte del Deportivo Cuenca. Sin ir más lejos, el 1-0 nace a partir de una jugada de muchísima pizarra: liberan Segovia por izquierda en conducción y el central zurdo filtra un pase al lejano antes de activar un cercano a ello de cara como tercer hombre. Abajo, los comportamientos del IDV en organización ofensiva:

En la secuencia, vídeo con los comportamientos descritos en el artículo del equipo ecuatoriano en fases de ataque posicional contra el bloque medio-bajo en repliegue del Deportivo Cuenca en su victoria por 2-1:

Higor Santos Ver todo

Higor Santos es un joven brasileño analista y scout de fútbol internacional que trabaja como freelancer. Apasionado por fútbol francés y belga, sigue semanalmente diferentes ligas por el mundo con enfoque especial para Sudámerica.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: