Saltar al contenido

ANÁLISIS DE LA JORNADA (#4) – UEFA CHAMPIONS LEAGUE 20/21

Finalizada la cuarta jornada de la Champions League, en Mundial Scouting elaboramos un informe con valoraciones individuales destacadas de cada partido disputado dentro de esta fecha.

MANUEL NEUER (BAYERN) VS RB SALZBURG

En un juego con un resultado engañoso, la exhibición de Manuel Neuer en la portería fue determinante en la victoria del Bayern. El RB Salzburg creó problemas al campeón europeo y el portero alemán terminó con diez paradas, evitando ocasiones claras de gol del adversario.

Dando continuidad al momento de forma que atraviesa desde el final de la temporada pasada, el alemán se impone por la conjugación de posicionamiento y velocidad de reacción bajo palo – reflejos impresionantes en la doble parada en el minuto 70.

Además, estuvo siempre activo y concentrado en el control de la profundidad, asegurando la defensa adelantada del Bayern. Como habitualmente, también aseguró el inicio de la construcción y se mostró preciso en el pase progresivo.

MURILO CERQUEIRA (LOKOMOTIV MOSCÚ) VS ATLÉTICO DE MADRID

En Madrid, el Lokomotiv consiguió aquello que quiso desde el primer minuto. El objetivo de los rusos fue siempre dificultar el juego ofensivo del Atlético y aguantar el 0-0, ofreciendo la iniciativa y creando un escenario de mayor incomodidad para los colchoneros. El equipo de Nikolic defendió en 4-4-1-1, bloqueando la creación en el carril central (Joao Félix tuvo poco tiempo y espacio para ejecutar) y dificultando la profundidad. En este escenario, la actuación del central brasileño Murilo tuvo un impacto decisivo en el mantenimiendo el empate.

Jugando a la izquierda de Corluka, el joven de 23 años dio garantías de inicio a fin en la defensa del área, mostrando un posicionamiento ejemplar para interceptar centros laterales (mucha seguridad en el juego aéreo, incluido a balón parado) y bloquear remates, sobre todo en la primera parte. También estuvo siempre seguro a nivel de anticipación, ganando la mayoría de los duelos con el rival de espaldas – concentración y un timing excelente en el abordaje a los duelos.

Estando algo condicionado por jugar en izquierda (siendo diestro), prefirió jugar de forma segura y no arriesgó especialmente en la construcción, más allá de dejar una conducción en el segundo tiempo. El ex-Cruzeiro es uno de los principales valores del plantel moscovita y deja nuevamente sensaciones positivas en la Champions, en un juego donde el planteamiento salió perfecto para el Lokomotiv.

MARTIN ODEGAARD (REAL MADRID) VS INTER

En la hora que ha jugado, el noruego ha exhibido como ser un enganche activo con total libertad para apoyar y alimentar en carriles centrales mostrándose de cara a los centrales y mediocentro desde el inicio. La movilidad infinita del juego también lo lleva por inercia a ser un receptor y pasador de frecuencia altísima. Así apoyando a los laterales con toques de primer y cuando podía también filtrar en el último tramo de campo un balón muy bien enviado. Incluso sumó demasiado bajó presión y en espacios muy reducidos.

FLORIAN NEUHAUS (GLADBACH) VS SHAKHTAR DONESTK

El conjunto ucraniano mejoraría su bloque defensivo con respecto a su último partido ante el equipo alemán; armando un 4-3-3 con Alan Patrick y Marlos de interiores por delante de Stepanenko, con la intención de cubrir en zona para limitar-incomodar el pase rival hacia el pasillo de adentro, mientras que los futbolistas de afuera tenían vigilancias prácticamente definidas: Solomon con Lainer, Tetê con Wendt, Matvienko con Lazaro y Dodô con Thuram.

La intención, más allá de anular el pasillo de adentro, sería limitar la conexión con lejanos en el conjunto alemán a partir de esas vigilancias, sobre todo en el lado débil. Así que Kramer, Neuhaus y Stindl tendrían que controlar la circulación a partir de aproximaciones en el pasillo de adentro en distintas zonas, ya sea en la base o entre líneas para ofrecerle dinamismo al Gladbach, siendo fundamental los movimientos de apoyo o profundos de Embolo, Lazaro y Thuram.

En la presión el conjunto alemán logró incomodar la posesión del Shakhtar de dos maneras. El primero con Embolo y Stindl con los dos centrales, Kramer elevando altura con Stepanenko, mientras que Neuhaus y Lazaro fijaban por dentro a Marlos y Alan Patrick respectivamente, y Thuram y Lainer cerraban por fuera. El segundo sí sería más posicional, una especie de 4-4-2 compacto (Embolo y Stindl a la altura de Stepanenko, y Lazaro cerrando por fuera como Thuram), cerrando líneas por dentro (cubriendo en zona) para llevar la circulación contraria hacia afuera y así incomodar en superioridad.

El Shakhtar, con balón, no conseguiría avanzar con dominio ante el trabajo del Gladbach en defensa. En izquierda, Matvienko podía activar a Solomon, pero no lograrían conseguir soluciones para profundizar. Alan Patrick tendría que girar en varias ocasiones hacia el otro costado por las pocas opciones en ventaja en el lado zurdo. Así que la mayoría de acciones terminarían por dentro o en la derecha, siendo fundamental la capacidad de Kryvtsov para romper líneas con su pase, la proyección de Dodô y las diagonales hacia adentro con y sin balón de Tetê.

BERNARDO SILVA (MANCHESTER CITY) VS OLYMPIACOS

En un partido que estuvo marcado por el dominio absoluto del Manchester City a lo largo de gran parte de los 90 minutos, el portugués Bernardo Silva ha sido una de las figuras sobresalientes de un equipo que en general completó una muy buena actuación, ya sea impidiendo salidas elaboradas y forzando pérdidas del adversario a través de su presión media-alta, como fluyendo con el balón en escenarios de ataque estático contra una defensa con cinco hombres en la última línea.

Dentro del 4-2-3-1 utilizado por Pep Guardiola, Bernardo partió desde una posición de enganche, con muchísima libertad para identificar espacios vacíos en zonas intermedias en los cuadrados en los costados del pivote, aprovechando la fijación generada por el extremo Phil Foden entre central-lateral mientras el francés Benjamin Mendy ganaba altura en banda izquierda.

Con el doble pivote formado por Rodrigo Hernández y Ilkay Gundogan atrayendo y movilizando los mediocentros del adversario, el canterano del Benfica pudo activarse entre líneas frecuentemente, ofreciendo continuidad a las posesiones y desequilibrando a través de su gran visión de juego para filtrar últimos pases facilitando la asentación del lado fuerte del Manchester City en el sector zurdo, claramente la zona de mayor interacción y ritmo asociativo a la hora de construir por bajo en organización ofensiva.

SÉRGIO OLIVEIRA (PORTO) VS OLYMPIQUE MARSELLA

El Porto de Sergio Conceiçao prácticamente certificó su clasificación a los octavos de final con una victoria en el Vélodrome, en un partido donde se hicieron fuertes cerca de su área en fase defensiva y supieron aprovechar las debilidades francesas para sumar ambos goles.

Empezaron en 4-4-2 defendiendo en bloque medio, orientando bien hacia fuera y creando superioridades en el lado del balón con Grujic u Oliveira acompañando el movimiento colectivo según el lado. Se hicieron fuertes en el área, especialmente con Chancel Mbemba, y limitaron los ataques de un Marseille ya de por sí carente de ideas, más allá de las rupturas de Luis Henrique entre central y lateral, los apoyos de Germain o las subidas de Amavi.

Los portugueses lograron el 0-1 a balón parado y ya en el segundo tiempo cambiaron a 4-3-3 con Otávio y Grujic de interiores, sumando salidas gracias al poderío físico de Marega (clave en el penalti del 0-2) o las rupturas de Luis Díaz. Sergio Oliveira en particular dejó una actuación de gran valor, tanto sin balón cubriendo su zona como con balón ofreciendo salidas girando ante acoso rival y sumando asociativamente, además de redondear su actuación con un gol desde el punto de penalti.

RHYS WILLIAMS (LIVERPOOL) VS ATALANTA

En un partido de inferioridad evidente desde el minuto 1, dentro de la que acabó siendo una justa derrota para el Liverpool de Klopp, la presencia de Rhys Williams en el eje de la zaga fue una de las mejores noticias.

Con un XI alternativo, consecuencia de la plaga de lesiones y el calendario inhumano al que se enfrentan clubes que participan en competiciones europeas en este tramo de la temporada, el Liverpool vio como la Atalanta llevó el mandó del juego de inicio a fin.

En cuanto a Rhys, creo que tiene potencial para dominar en el anticipo. Me gusta cómo afronta esas situaciones porque asume riesgo manteniendo una red de seguridad en sí mismo. Su físico es su soporte y razón ahí; piernas infinitas que le permiten colocar el pie por delante de par, mientras mantiene distancia de poco menos de medio metro sobre la espalda del rival, teniendo así margen para posible corrección. Buen brazeo también, y suele estar vivo.

En cuanto a su faceta pasadora, sus intenciones es bueno y muestra seguridad, más igual le falta calibrar esa técnica en el golpeo cuando debe dar pases más tensos y direccionados; en algún momento ralentiza lo que deberían ser avances o pases de lado a lado mucho más dinámicos para que el rival no llegue a bascular.

CRISTIAN ROMERO (ATALANTA) VS LIVERPOOL

La Atalanta de Gian-Piero Gasperini consiguió uno de sus resultados más meritorios en lo que va de proyecto. Y no son precisamente pocos los éxitos conseguidos por La Dea en las últimas temporadas.

En Anfield, ante un Liverpool alternativo, dominaron el juego de principio a fin. En el primer tiempo, con alguna dificultad más para generar ocasiones de gol, pero ya en el 2o, subiéndole una archa más al juego y consiguiendo que todos sus automatismos brillasen.

Representativos los dos goles que anotan con una jugada de laboratorio y repetida en infinidad de ocasiones; juntarse por izquierda con el Papu en sector de balón, atraer al rival ahí, y colgar un centro al segundo palo para que un carrilero ataque esa zona.

Por parte de Cristian Romero, si bien es cierto que en algún lance se vio superado y obligado a cometer falta (es un jugador muy impetuoso y le cuesta ser impoluto en sus decisiones fuera de zona), por otra parte dejó una actuación muy sobria defendiendo su área y anticipando en el pico del área. En general, la balanza cayó de su lado y completó una notable actuación defensiva.

DUSAN TADIC (AJAX) VS MIDTJYLLAND

En general, el conjunto dirigido por Erik ten Hag ha sido claramente superior al equipo danés a lo largo de los 90 minutos en el partido disputado en Ámsterdam en el cuarto duelo de la fase de grupos de una clave que cuenta con otros rivales de nivel como Liverpool y Atalanta. Sobre todo a través de su presión adelantada con encajes individuales por sector, el equipo neerlandés limitó muchísimo las opciones del Midtjylland en ataque, con los visitantes alternando entre salir de forma corta y elaborada desde abajo con intentos de juego directo sobre el delantero Sory Kaba.

Mientras el extremo derecho David Neres quedaba pendiente de salir a la presión sobre uno de los centrales en la primera línea junto al burkinés Lassina Traoré, el otro extremo era responsable por la vigilancia del lateral derecho adversario, al mismo tiempo que Zakaria Labyad y Ryan Gravenberch saltaban al hombre sobre el doble pivot del rival con Davy Klaassen persiguiendo los movimientos del mediapunta Pione Sisto.

En este sentido, la clave para el conjunto ajacied ha sido indiscutiblemente la figura del serbio Dusan Tadic partiendo desde banda izquierda: con el pivote Ryan Gravenberch lateralizándose en el sector zurdo para distribuir de cara, atraer el salto en presión de uno de los medios mientras Klaassen fijaba la atención de Sisto, Tadic pudo recibir con continuidad en zonas intermedias por izquierda especialmente en la segunda mitad, como ha quedado claro en el origen del 2-0 (fundamental también como el lateral diestro Noussair Mazraoui rompe en el centro-derecha con Neres, que fue una amenaza frecuente en profundidad a lo largo del duelo, distrayendo manteniendo posición abierta).

MASON MOUNT (CHELSEA) VS RENNES

El inicio de temporada de Mason Mount cuando muchos creían erróneamente que perdería lugar en los planos de Frank Lampard, está siendo prometedor y estimulante al mismo tiempo por el hecho de ya comenzar a dominar registros en una etapa muy prematura de su carrera y mejorar en otros en los que aún es imperfecto.

En la visita del pasado martes ante el Rennes, precisamente como interior izquierdo en el 433 caracterizado por sus rotaciones funcionales. Unas rotaciones que cada vez son más naturales por la interpretación y socio-afectividad que van ganando los jugadores en su relacionamiento. Mount fue clave a la hora de progresar y girar un bloque del Rennes que durante la primera media hora sobre todo, hizo mucha agua.

Y lo fue por su excelente reflexión y lectura de juego, por entender de manera perfecta cuando fijar un espacio en zonas intermedias y cuando abrir una línea de pase desde el movimiento y no desde esa fijación, por interpretar. En lo primero es un futbolista que desde la temporada pasada demuestra un genial control de su pierna alejada y la lateralidad para acelerar la circulación en dirección al área rival, pero también de cómo ofrecer profundidad interior picando a espaldas de laterales cuando identifica intervalos agrandados en la última línea rival.

Por otro lado, su gran paso adelante está en sus intervenciones en la base de la jugada, en la gestación del juego. Estas son mayores y más significativas en relación al curso pasado, porque sabe reconocerse como apoyo detrás de la línea de la pelota, dónde ubicarse para recibir con tiempo-espacio y por el buen cambio de orientación al lado derecho que está potenciando, el que siempre tuvo buena dirección pero ahora viaja con una mayor velocidad. Su técnica de golpeo es otra, y ya la asistencia del 0-1 lo deja reflejado.

MUNIR EL HADDADI (SEVILLA) VS KRASNODAR

El Krasnodar de Murad Musaev lleva presentando las mismas carencias a nivel de sistema defensivo desde el primer día y Lopetegui las atacó de lleno desde su adaptación inicial, con su Sevilla disponiendo un 3-1-4-1-1 sobre el verde con los tres centrales ocupando el ancho del campo, Fernando por delante, carrileros abiertos en la divisoria y a una igual altura que Rakitic-Óscar (ambos situados a los costados del doble pivote ruso), Munir entre líneas y de Jong fijando a la zaga contraria.

En este sentido, desde su superioridad (3v2) en primera línea generó dudas en la asignación de roles del bloque medio ruso y jugaba con dicha ventaja numérica para terminar atrayendo a la doble punta y/o doble pivote del Krasnodar, los cuales exponían “sus espaldas” al saltar al acoso, de modo que el equipo de Lopetegui pudo conectar en ventaja y con mucha continuidad con Munir El Haddadi como hombre libre entre líneas y a espalda del mediocampo ruso. Así pues, a través de esta secuencia el conjunto sevillista logró girar varias veces las dos primeras líneas del Krasnodar y castigar su baja competitividad defensiva (es un equipo que deja muy expuesta la zona entre líneas, cuya doble punta no disuade bien el pase interior a pivote, que no cierra bien los intervalos entre jugadores y con defensores tendentes al error individual).

Dentro de este escenario, el encuentro disputado por Munir El Haddadi fue fantástico, moviéndose genial sin pelota para ofrecerse como hombre libre en espacios vacíos y aportando soluciones con ella tras giro: conducciones con balón cercano al pie, desbordes y regates, pases en profundidad, envíos diagonales para activar al carrilero en ventaja e incluso finalizaciones de peligro, siendo además el autor del gol de la victoria, ya jugando en el tramo final como extremo diestro a pie cambiado.

JADON SANCHO (BORUSSIA DORTMUND) VS CLUB BRUGGE

Dentro del triunfo borusser, se volvió a ver por qué Jadon Sancho es uno de los proyectos más estimulantes del fútbol europeo. Tratándose de un futbolista dotado de una gran capacidad regateadora, tanto por sus recursos técnicos como por lo bien que los enfoca a su juego, destaca lo bien que interpreta qué hacer en cada momento, construyendo buenas sinergias tanto con Guerreiro (lateral zurdo) como con Haaland (delantero).

Con el primero se reparte muy bien el espacio, no pisándose nunca y alternando ambos de forma fluida la fijación abierta con la internada interior: desde su buena capacidad para atraer en uno contra uno y su habilidad para entender cuándo soltar y dejar en ventaja al receptor, genera para Guerreiro múltiples aclarados tanto para ganar línea de fondo (cuando Jadon interioriza) como para romper hacia dentro (cuando espera abierto). Por otro lado, con el segundo forma una relación donde se potencian mutuamente, con Sancho siendo el arquero y Haaland la flecha: las ventajas generadas por las atracciones y pases en profundidad del inglés se ven reforzadas por la enorme agresividad y fantástico timing de ruptura al espacio del noruego.

JOAQUÍN CORREA (LAZIO) VS ZENIT

Muy buena victoria de la Lazio ante el Zenit en su cuarto partido de esta edición de la Champions, dominando sin excesivos problemas el encuentro a partir de un 1-3-5-2 con una linea defensiva sólida aportando buenos momentos de pressing y orden. En ataque la pareja de interiores Luis Alberto – Parolo con la doble punta Inmobile – Correa crearon muchos problemas a la defensa rusa.

En el apartado individual, el partido de Joaquín Correa fue muy interesante, siendo un activo importante para la Lazio tanto en apoyo / descargas, como también al espacio y en conducción. Dejó una asistencia en el segundo gol de la Lazio tras una conducción ganando metros y cediéndosela a Parolo para el disparo. Partido muy completo del argentino tanto con balón como sin él.

SERGIÑO DEST (BARCELONA) VS DINAMO KIEV

El Barcelona visitó la capital de Ucrania en un clima extraño, teniendo en cuenta la mala racha de resultados en competición doméstica y la amplia lista de lesionados, con Leo Messi fuera de la convocatoria. Esto sirvió a Ronald Koeman para alinear jugadores menos habituales y que estos ganen confianza.

Ante un Dinamo Kiev que cerraba  en bloque medio en 4-4-2, el Barcelona contó con una buena versión de Miralem Pjanic dirigiendo  en la base y de Coutinho girando y desbordando por dentro. Además presentaron bastante flexibilidad en la ocupación de espacios, por ejemplo en derecha en varias ocasiones con Trincao fijando abierto y Dest en zonas intermedias. La presencia del danés Braithwaite como delantero además aportó la dosis de profundidad interior necesaria para estirar la línea defensiva del rival.

Ante la presumible larga lesión de Piqué y el estado de Umtiti en los últimos años, también estará contento Koeman con la actuación de Oscar Mingueza, que se mantuvo contundente en todos los duelos que le involucraron, tanto saliendo de zona como en el área. En general el conjunto culé estuvo sólido sin balón, logrando robos en contrapresión gracias a viajar juntos.

Pero la gran actuación de la noche ucraniana perteneció para Sergiño Dest. El lateral estadounidense estuvo bien siempre en duelos defensivos y en ataque aportó constantemente gracias a su inventiva tanto recibiendo en parado o en vuelo, desbordando al rival y demostrando variedad de recursos.

JUAN GUILLERMO CUADRADO (JUVENTUS) VS FERENCVAROS

Nuevamente el joven entrenador italiano Andrea Pirlo mostró su carta de intenciones en términos de estructura táctica en la ocupación de espacios y organización defensiva en relación a variaciones de posicionamiento de acuerdo con la fase del juego.

Partiendo del 4-4-2 con Cristiano Ronaldo y Paulo Dybala arriba, McKennie y Bernardeschi en bandas y Arthur con Rodrigo Bentancur en el doble pivot, la Juventus formaba en primera fase de construcción una salida de balón con tres piezas con el lateral izquierdo Alex Sandro cerrándose como tercer central, mientras el extremo del sector generaba amplitud; en las zonas intermedias, los mismos Bentancur y McKennie dividían atenciones para permitir los descensos del enganche argentino Paulo Dybala en el carril central, además del colombiano Juan Cuadrado ganar amplitud por derecha de forma constante.

En general, la Juventus estuvo muy bien en presión alta especialmente a lo largo de la segunda mitad gracias a los ajustes de Andrea Pirlo, que presionaba los reinicios del adversario en 3+3 antes de reajustar el bloque defensivo a 4-4-2 conforme el balón fuera ganando altura. En este escenario, el lateral derecho cafetero Juan Cuadrado fue una pieza diferencial, ya sea por su insistencia exterior en el carril externo profundizando por fuera o a través de su capacidad de producir en situaciones de balón parado, con el mismo siendo responsable por asistir el gol de Álvaro Morata en el 2-1 definitivo que garantizó la Veccia Signora en los octavos de final del mayor torneo de clubes del planeta.

MARQUINHOS (PSG) VS RB LEIPZIG

Colosal actuación del defensa central brasileño. Ha sido un activo en la salida del Paris cuando no conseguía imponerse a partir de sus posesiones, a pesr que fue una corriente permanente en ese primer pase y encontró muchas veces receptores internos, cuando intentó algunos trazos largos no tuvo demasiado éxito en explotar una ventaja ante un rival con una defensa y presión en zonas altas. Si porto la capa de coloso cuando decidió pegarse a su par en el momento que iba recibir para anticiparlo y hacerse con el balón, fuese en contexto aéreo o ras de césped. También respondió en la defensa de la profundidad, fuese por su espalda o la de su pareja. Dentro de su área dejó acciones defensivas rechazando balones venesos. Clave para evitar amenazas frecuentes en su portería.

BRUNO FERNANDES (MANCHESTER UNITED) VS BASAKSEHIR

El conjunto comandado por Ole Gunnar Solsksjaer impuso condiciones rápidamente ante el Istanbul Basaksehir mayormente a partir de sus inicios de su juego ante una presión alta muy poco compacta y coordinada del equipo turco, lo que les otorgó campo para correr a campo abierto (escenario que sienta más cómodo a sus dirigidos) y sobre todo espacio para Bruno Fernandes recibir entre líneas flotando a los costados y espalda del joven pivote Berkay Özcan, quien pese a completar una actuación destacada con el balón se vio sumamente superado defensivamente desde una óptica estructural al quedar en desventaja numérica constante cuando los interiores lanzaban presiones arriba.

Bruno tuvo su espacio también gracias a la presencia de Cavani como delantero centro en su tarea de hundir a los centrales en el área e impedir cualquier intervención sobre la ventaja para el portugués que también posibilitaban Rashford y Alex Telles abriendo por fuera. Pudo recibir más cerca del área rival, estuvo más relacionado a los últimos metros que a labores de organización, se midió mejor el riesgo que conllevan generalmente sus decisiones al ser un futbolista más inspirativo que racional.

Shyestnadtzat Ver todo

Javier (twitter: @shyestnadtzat) es un joven analista y scout de fútbol internacional y que sigue semanalmente las diferentes ligas futbolísticas, con especialización concreta en el fútbol ruso. Contacto: jotaem@outlook.es

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: